Una noche de disco, sexo y mentiras

7 Nov
Llego al Asia, son las once, es un sábado en la noche, me acompaña Manolo, un amigo de la chamba. Previamente habíamos tomado un poquitín, yo suelo ponerme tímido cuando bebo alcohol, en realidad más tímido de lo que normalmente soy, solo me limito a observar a las chicas bonitas del lugar mientras Manolo las gilea con piropos y miradas mañosonas, a mi solo me gusta mirar, escuchar, prefiero no hablar, me quedo mudo, es que soy un borracho tonto, evito hablar para no sentirme luego como un idiota después de haber dicho alguna estupidez.
El Asia no esta muy lleno, en la puerta esta uno de los dueños, el tipo es medio extraterrestre, es gay, saluda de manera efusiva a Manolo, le hace una broma pendeja y luego me saluda con mucho respeto, es evidente que no soy su tipo, pues hace como si no estuviera y sigue conversando con Manolo, que muy discretamente le toca un lado de nalga. El dueño a pesar de su indiferencia parece buen tipo, buena gente. Nos deja entrar gratis. Manolo se me acerca y me dice “yo aquí no pago, ya sabes como es la cosa”. Sigue leyendo…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: